miércoles, 23 de octubre de 2013

Cookies con chocolate blanco y arándanos



Hornear galletas es siempre un placer, ya que podemos hacerlas de muchos sabores y todos quedan deliciosos. En el blog tengo publicadas éstas del enlace que os pongo, que son bastante parecidas, aunque si comparáis la receta difiere en algunos ingredientes y cantidades.
Además esa receta no es mía tal y como explico en esa entrada, sino de un reto en el  que participé y que consistía en recibir unas galletas de otra persona, entre otras cosas. Si miráis la entrada lo podréis ver, fue algo muy bonito que se preparó hace aproximadamente dos años.
La verdad es que se pueden cambiar los ingredientes, pero como los tenía en casa las preparado con estos sabores, pero podéis hacerlas a vuestro gusto, poniendo: nueces, avellanas, otro tipo de fruta deshidratada… admite muchas variaciones.
Lo que sí os puedo asegurar es que son un acompañamiento perfecto para el café, bueno al menos a mí me lo parece. Espero que os gusten.


INGREDIENTES:
Para 20-24 galletas, según tamaño
110 gr. de mantequilla
70 gr. de azúcar blanquilla
75 gr. de azúcar moreno
70 gr. de pepitas de chocolate blanco
45 gr. de arándanos deshidratados
190 gr. de harina de repostería
1 huevo XL
1 cucharadita de bicarbonato sódico
Una pizca de sal
1 cucharadita de extracto de vainilla


Precalentar el horno a 180º
En un bol mezclamos la mantequilla y el huevo, que deberán estar a temperatura ambiente y el extracto de vainilla, removemos hasta conseguir una mezcla cremosa. Incorporamos los dos tipos de azúcar y mezclamos para que se integren. A continuación añadimos la harina tamizada junto con la pizca de sal y el bicarbonato y removemos hasta conseguir una masa homogénea, pero sin batir demasiado. Añadimos las pepitas de chocolate blanco y los arándanos y mezclamos tan solo hasta que se integren en la masa.
Ponemos en una bandeja de horno una hoja de papel vegetal y vamos depositando montoncitos con una cucharita. Debemos dejar bastante espacio, ya que al hornear la masa se expande y si ponemos muchas se nos podrán pegar. Os aconsejo utilizar dos bandejas, en primer lugar hornear una y mientras vamos haciendo los montoncitos en la segunda para hornearla a continuación.
El horno lo tendremos previamente  calentado a 180º y las tenemos que hornear durante 10-12 minutos, o hasta que veamos que empiezan a tomar color. Cuando tengamos la primera bandeja horneamos la segunda.
Una vez horneadas retiramos las galletas de la bandeja, para evitar que se humedezcan por debajo y las colocamos sobre una rejilla hasta que se enfríen por completo. Podemos guardarlas en una caja metálica durante unos días, se mantendrán perfectamente.
Con las cantidades que pongo he hecho 20 galletas, pero han salido grandecitas, así que si las queréis más pequeñas podréis hacer más cantidad. En ese caso tendréis que reducir el tiempo de horneado, ya que al ser más pequeñas se hornearán antes.




Aprovecho para recordaros que hasta el día 31 de Octubre tenéis tiempo para presentar recetas para el Concurso de recetas sanas, ligeras y equilibradas, que se ha convocado para celebrar el 30 Aniversario del Hospital General Universitario de Elda, lugar donde trabajo.
Os dejo el logo por si queréis compartirlo en vuestros blogs, con el fin de darle mayor difusión.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...